LocalesMundo

Este gran país me ha abierto los brazos gracias a honestidad, y respetando las leyes

Marco Gómez, gironense oriundo de la comunidad de El Pongo, emigró hacia los EEUU en 1986 cuando tenía 20 años. Comenta que vive bien y sin problemas en el país que lo considera su segunda patria y que le ha dado todo. Tiene la clave perfecta y muy sencilla para vivir tranquilamente en EEUU y no tener que soportar ningún problema laboral, social ni racismo, el secreto está en respetar las leyes.